El horario, el tiempo y el árbitro…
¡Menudos tres reyes!

0
Reyes
@Atleti

Para celebrar el Día de Reyes, a las 13:00 horas hemos tenido en el Estadio Metropolitano partido del Atlético contra el Getafe. Entre el horario, el tiempo y el árbitro, casi nos fastidian tan señalado día, y a un pelo han estado de cargarse el partido. Por suerte, la victoria cayó del lado rojiblanco.

Cuando hace algo menos de un mes la LFP anunció los horarios para esta jornada liguera, ya mostré mi indignación y rechazo al horario de las 13:00 horas. Lo denuncie en un artículo titulado ‘La LFP y Javier Tebas son los reyes de los horarios’, y tenía razón. Según datos que han dado durante la retransmisión televisiva del partido, la asistencia ha sido de menos de 48.000 espectadores. Teniendo en cuenta que el aforo del Metropolitano es de casi 68.000 espectadores, la entrada ha sido de escasamente el 70%. Es decir, no se ha llegado a los tres cuartos de entrada.

Si no estoy equivocado, ésta ha sido la peor entrada de la temporada, por lo menos en Liga. Los iluminados que pensaron que las 13:00 horas del Día de Reyes es un buen horario para que los atléticos acudan al campo, estaban equivocados. No sé si serán muchos los asiáticos que en su país hayan visto el partido, pero a los atléticos nos han fastidiado, por no decir otra cosa, y mucho.

La peor entrada de la temporada

Espero que tan mala experiencia sirva para futuras ocasiones. Lo primero, para que las cabezas pensantes dejen de poner horarios en fechas señaladas que solo sirven para perjudicar al aficionado. Lo segundo, para que los clubes, de una vez por todas, apoyen a sus seguidores y luchen por horarios dignos. Y lo tercero, para que, si vuelve a producirse una situación como ésta, se oiga la queja de los aficionados, que, todo hay que decirlo, se ha pronunciado en voz muy, muy baja.

Por si el horario del partido ya era malo, el día, en términos meteorológicos, ha sido horrible para ir y jugar al fútbol. Ha estado lloviendo durante todo el partido y todo el día. Está claro que es bueno que llueva por lo de la sequía, los cultivos, la contaminación… Pero no es lo más ideal para ir a ver un espectáculo al aire libre, como es el fútbol. Menos mal que nuestro nuevo campo es cubierto para los espectadores. Y, para los jugadores, tampoco son las mejores condiciones. Con esto y con todo, el césped ha aguantado este primer día de lluvia intensa en el Metropolitano, y nuestros jugadores lo han dado todo en el campo sin importarles la lluvia.

Regalos de Reyes en forma de tarjetas

Para cerrar los inconvenientes del día, apareció quien nunca debe ser protagonista en un partido del fútbol: el árbitro. A punto ha estado de cargarse el partido. No lo digo por la expulsión de Diego Costa, que se ha expulsado él solito haciendo lo que no debía: meterse en todas las trifulcas, dar un codazo, ir a celebrar el gol con la afición… Lo digo por el festival de tarjetas amarillas en la primera parte. En estos 45 minutos, habiendo cometido el Atlético solo seis faltas, nos ha sacado cinco tarjetas amarillas. Sin discutir si las tarjetas a nuestros jugadores eran o no justas, que menos que dejar claro que la tarjeta que saca a Griezmann ni siquiera era falta.

Lo grave de ese carrusel de amarillas es que el árbitro no utilizara el mismo criterio con los jugadores del Getafe para sacarles tarjetas. El Getafe, haciendo más de diez faltas en esa primera parte, sólo ha visto dos amarillas. Si el árbitro hubiera seguido el mismo criterio en las faltas de los jugadores del Getafe, se habrían ido al descanso con algunas más. Por favor, para lo bueno y para lo malo, que pronto se utilice el VAR en nuestras competiciones.

Ni un solo penalti a favor

Si lo del arbitraje ha sido algo más que malo, peor es lo de siempre. El Atlético es el único equipo en el que ni sus directivos, ni los jugadores ni el entrenador se quejan cuando se sufre un mal arbitraje. Si al menos no quejarse sirviera para que nos respetaran más… Pero está claro que no quejarse no sirve para nada. El ejemplo: a estas alturas de Liga todavía no nos han pitado un penalti a favor, y ha habido más de una jugada cuanto menos dudosa para que pitaran penalti a favor. Así que, por lo menos, ejerzamos nuestro derecho al pataleo.

En resumen, en lo futbolístico, lo único bueno ha sido el resultado. Victoria, con buena imagen y muchos detalles que nos hacen soñar. En cuanto al horario, el tiempo y el árbitro, tres reyes que no estaban por la labor de dejarnos un buen regalo de Reyes.

Charleeeeeti

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here